lunes, 4 de septiembre de 2017

Un dìa de la historieta especial...


Hace más de una década se viene conmemorando "El Día de la Historieta", y este año no será la excepción: eventos y actividades relacionadas ya se vienen celebrando; otras tendrán lugar en espacios culturales, escuelas y comiquerías por estos días.

Haciéndose eco de esa celebración, en el año 2006 el movimiento BANDA DIBUJADA realizó la postal abajo adjunta. Allí varios personajes se enfundan un traje aislante, acaso también contra el olvido. Detrás se encuentran (de izquierda a derecha): Dante Elefante, Carnomauro, y El Caballero del Continuará. Delante marchan (de izquierda a derecha): Angelingo, Mantecón, Camilo, Jaime Pop con Michifuz, Tamoclapeco, Quicodrilo y Floripí.
Pero no es fortuito que ese recuerdo regrese a mi mente, porque hoy se cumplen sesenta años de la primera publicación de "El Eternauta". La postal formó parte del Libro 50/30 y de la Muestra 50/30, conmemorando los 50 años de la primera publicación de "El Eternauta" y los 30 años sin H. G. Oesterheld.



Confluyen entonces en mi cabeza el orgullo de haber aportado en aquella muestra y mi agradecimiento (otra vez y siempre) a todos aquellos que ofrecieron y dieron una mano amiga para que ese evento fuese posible:

Andrés Accorsi, Diego Accorsi, Tomás Aira, Carlos Aón, Alejandro Cohen Arazi, Marko Ajdaric, Juan Arancio, Felipe Avila, Julio Azamor, Victor Bailo, Roberto Baschetti, Fabio Blanco, Hernán Cabrera, Jose Luis Cancio, Gerardo Canelo, Oscar Capristo, Sergio Castro, Hugo Csecs (in memoriam), Cesar Da Col, Gianni Dalfiume, Irma Dariozzi, Mário de Moraes (in memoriam), Pablo De Santis, Gisela Dester, Cristian Diaz, Luis Diaz, Javier Doeyo, Walter Fahrer, Gustavo Ferrari, Andrés Ferreiro, Mario Formosa (in memoriam), Fernando Ariel Garcia, Ricardo Garijo (in memoriam),  Juan Giménez, Fernando Leon Gonzalez, Roberto Gaspar Gonzalez, Hugo Gonzalez Castello, Luis Guaragna, Martin Hadis, Tibor Jose Horvath (in memoriam), Sergio Ibañez, Silvio Daniel Kiko, Alejandro Lois, Pablo Maiztegui, Cristian Mallea, Domingo Mandrafina, Hugo Maradei, Alejandra Marquez, Carlos Meglia (in memoriam), Daniel Eduardo Mendoza, Fabián Mezquita, Adrian Montini, Mario Adalberto Morhain, Daniel Napoli, Jok, Mariano Navarro, Carlos Nine (in memoriam), Marcelo Niño, Juan Carlos Núñez, Néstor Olivera, Hernan Ostuni, Ivo Pavone, Néstor Petruccelli, Aldo Pravia, Alejandro Radeff, Javier Ignacio Rago, Roberto Regalado, Miguel Repiso, Norberto Rodríguez (in memoriam), Guillermo Romano, Luis Rosales (in memoriam),  Carlos Roume (in memoriam), J.J. Rovella, Felix Saborido, Juan Saenz Valiente, Juan Sasturain, Julio Schiaffino, Rubén Sosa (in memoriam), Cesar Spadari, Daniel Stefanello, Walther Taborda (in memoriam),  Julio Totino Tedesco, Carlos Trillo (in memoriam), Marcos Vergara, Rubén Oscar Villareal. Y muy en especial a la familia Oesterheld, a Francisco Solano López (in memoriam),  a Jorge Claudio Morhain, y a toda la gente del Ministerio de Educación, Ciencia y Tecnología de la Nación.



Sin embargo, también viene a mi cabeza el reproche de no haber podido encarar una 60/40. La falta de tiempo y recursos me lo han impedido.  Pero no terminará el año sin que aportemos lo nuestro a un merecido homenaje a Hèctor. ¿Y quien sabe? A lo mejor llegamos a conmemorar los 100 años de su natalicio.

jueves, 31 de agosto de 2017

Empieza Comicópolis y este año expone una muestra eternautiana...



Mañana empieza Comicópolis 2017, la cuarta edición del festival dedicado especialmente a la historieta, el cómic y el manga.
Este año, en el contexto de este evento, se expone una muestra que mucho tiene que ver con Oesterheld y El eternauta. A continuación reproducimos material de prensa de la web del Festival.

lunes, 28 de agosto de 2017

En recuerdo de Norberto y Héctor...

Norberto Rodriguez Van Rousselt era -y sigue siendo- un tipo muy querido dentro del ambiente de la historieta argentina. Lo conocí a raíz de su trabajo junto al colectivo La Bañadera del Cómic. A través de los años logramos cimentar una amistad con algunos cafés de por medio (no los suficientes), muchas charlas y consejos de él para conmigo.
Norberto falleció el pasado 29 de julio. Sus amigos y colegas de La Bañadera del Cómic lo recuerdan de la siguiente manera: IN MEMORIAM: NORBERTO RODRÍGUEZ VAN ROUSSELT

Norberto con uno de los trabajos que -me cuenta Fernando Ariel García- más lo enorgullecía.  La historieta se publicó en el diario La Razón. Aquí muestra orgulloso ese trabajo, frente al ojo de la cámara de Miguel Dao. Se agradece a los tres.































A días de celebrarse los 60 años de la primera publicación de "El eternauta" y un nuevo "Día de la Historieta", comienzo a encontrar comentarios y/u opiniones sobre Héctor Germán Oesterheld. Entonces viene a mi mente un texto del amigo Norberto. Se lo pedí hace diez años para el Libro 50/30 y es a mi parecer, una de las más lúcidas semblanzas sobre quién fue Héctor. Así que en recuerdo del amigo Norberto y para compartir su claro entendimiento sobre Oesterheld y su obra, comparto aquel texto escrito en noviembre del año 2006:

EN RECUERDO DE HÉCTOR

Política, en su aplicación mas amplia, es un concepto que rodea e impregna la vida humana. Es la máxima expresión de su condición, del interior de sus relaciones, sean sociales, comerciales, laborales o familiares.
Fuera de las conductas partidarias, que no la colman, sigue por sus fueros en todo el trayecto existencial de los individuos.
Algo así entendió H.G.O.: al escribir sus historias de ficción, tanto literarias como historietísticas, desde su primer trabajo: Truila y Miltar, donde la cooperación entre los dos gnomos termina con las aspiraciones individuales para ser el mejor y mas famoso.
También este accionar guía la creación del primer gran éxito en la historieta: Bull Rockett, en que la interacción se da dentro del grupo que componen los personajes, idea que poco a poco va decantando en el periplo del trabajo constante.
Un nuevo ejemplo es El Sargento Kirk, que repite la formula grupal, casi igualitaria, que extiende pseudópodos a otros personajes ocasionales que comparten aristas paralelas en la acción.
Oesterheld amplia su humanismo a través de Editorial Frontera, en un universo en el que la confrontación se encauza a un entendimiento racional y solidario mostrando a estas criaturas en su fragilidad final que solo es paliada por la cooperación y la solidaridad.
El gran salto, consciente o no, lo da con El Eternauta, una larga saga de episodios inscriptos en la épica grupal (¡otra vez!) enfrentando una espantosa invasión que llega del espacio exterior. El grupo se va ampliando hasta formar una inmensa marea donde civiles y militares, una sociedad sin Estado, trata de contener a los extraños a pesar de todos los fracasos.
Ya va organizando su discurso tras un socialismo utópico de buenas intenciones que se radicaliza en la segunda versión para la revista GENTE, donde el autor junto al dibujante Alberto Breccia, escandalizan a una publicación frívola, indiferente a los hechos sociales y su problemática y eso provoca la cancelación.
Reincide en el tópico con La Guerra de los Antartes en  2001, una revista de divulgación científica y de hechos paranormales de corta vida. Es la plataforma en que basa la segunda versión con dibujos de Gustavo Trigo para el diario NOTICIAS, donde las cosas se llaman por su nombre e ideológicamente carente de toda inocencia.
Los dolores y frustraciones personales lo empujan a la actividad clandestina y así entra en la militancia montonera. Desaparece físicamente pero sigue presente, cada vez con más fuerza, a través de sus mensajes en forma de relatos. Ha entrado en el cielo de los mitos como sus historias entraron en nuestro corazón.

Rodríguez Van Rousselt
Historietista

domingo, 23 de julio de 2017

Hoy Héctor hubiera cumplido 98 años...


Hoy, 23 de Julio, Héctor Germán Oesterheld hubiera cumplido 98 años. Al igual que lo hiciéramos el año pasado en este mismo sitio, volvemos recordar su natalicio, porque si bien somos muchos los que tenemos a Héctor siempre presente, es bueno ayudar a recordar. Y en nuestro caso, hacemos lo nuestro a través del trabajo de difusión que planteamos desde este espacio virtual, el que nació, exactamente, hoy hace siete años.
Por eso hoy, como lo venimos haciendo desde hace mucho tiempo, seguimos trabajando en varios proyectos que pronto verán la luz. E incluso, acaso, lleguemos a concretar algo para el centenario de su natalicio, que se nos viene encima en apenas dos años.

Clikear aquí para leer una biografía de Héctor Germán Oesterheld.

Hace unos pocos días me entero que el guionista de historietas Armando S. Fernandez sugirió rendir un homenaje a Héctor y sus colegas, proponiendo esta fecha como el DIA DEL GUIONISTA DE HISTORIETAS ARGENTINO. Con ganas de que la idea "prenda", comparto la argumentación que Jorge Claudio Morhain publica en su facebook:


Nota: agradecemos la ilustración que acompaña esta entrada, cedida para este blog por el amigo, dibujante e historietista Carlos Barocelli

miércoles, 21 de junio de 2017

H.G. Oesterheld en "A 70 años de los Platillos Voladores: Ciencia, Mito y Ficción"


En el marco del evento mencionado, tendrá lugar una conferencia que seguro será de interés para muchos lectores de este blog: 

Material de prensa:

Sábado 24 de Junio de 2017.
10.45 hs a 11.30 hs
Museo Roca - Instituto de Investigaciones Históricas, Vicente López 2220, Ciudad de Buenos Aires.

LOS MARCIANOS DE OESTERHELD. Sobre los seres de otros mundos y los héroes que imaginó el gran guionista argentino. Conferencia de Felipe Ricardo Avila.

La morfología de los extraterrestres en las historietas escritas por Héctor Germán Oesterheld, consagrado autor de El Eternauta, dependía de las ganas de dibujar y de la imaginación del dibujante de turno, aunque en ocasiones el escritor les daba algunas breves indicaciones. Es el "Mano", un personaje secundario de El Eternauta que poseían una mano de múltiples dedos, extremadamente grande, su absoluta y definitiva creación. Los Manos son el enemigo humanizado, el enemigo por necesidad. El enemigo por obligación. Según Oesterheld, a los Manos se les introduce desde pequeños una "Glándula del Terror" que les inyecta una sustancia mortal si tienen miedo. Entonces, para no morir, los Manos intentan toda su vida ser duros, inflexibles y así dejan de ser lo que eran en su planeta de origen, seres apasionados por el arte y la vida para convertirse en lugartenientes o generales asesinos trabajando para el verdadero invasor, "Los Ellos". Porque "cuando un Mano siente temor, muere".

Felipe R. Ávila es historietista, ilustrador y narrador. Ha publicado sus reflexiones en torno a la obra del autor de El Eternauta en dos trabajos descatalogados, "Oesterheld y nuestras invasiones extraterrestres", Vol I y II (Deux Books, 2007). Es cofundador del grupo Rebrote. Pensar la Historieta.

Nota: para más información sobre el evento y acceder a su cronograma de actividades completo, clickear en el siguente Link.

lunes, 15 de mayo de 2017

Libro: "Próceres, figuras y laburantes de la Historieta Argentina" de Carlos. R. Martinez



























Para la mayoría de los arqueólogos de historietas, pasar al papel para compartir el resultado de su trabajo, exige un esfuerzo extra que implica -muchas veces- la auto-edición. Y este es el caso de nuestro amigo Carlos R. Martinez, cuya solvencia y erudición es demostrada con una importante cadencia, a través de sus blogs linkeados en el texto de prensa reproducido más abajo.

PROCERES, FIGURAS Y LABURANTES
DE LA HISTORIETA ARGENTINA
90 años de Historieta Nacional a través de sus dibujantes

Edición del autor, 208 páginas.
PVP: $ 300

“Próceres, figuras y laburantes de la Historieta Argentina” es básicamente un Diccionario de dibujantes que han hecho historieta “seria” en nuestro país, salvo que en lugar de un listado único su material –alrededor de 700 fichas- es presentado en ocho capítulos que abarcan distintos periodos de la evolución de dicha especialidad en nuestro país, los principales títulos publicados y las tendencias que prevalecieron en cada uno de ellos, cubriendo así un espacio temporal que va desde 1928 hasta nuestros días.
En el prólogo del libro se explican las razones por las cuales no se incluye en el trabajo a la historieta humorística y se señala que –al no tener pretensiones de antología- queda a criterio de los lectores adjudicar a cada dibujante la calificación de prócer, de figura o simplemente –pero no menos meritorio- de “laburante” de la historieta argentina.
El autor –Carlos R. Martinez- es el actual responsable de los blogs Top Comics, Hemeroteca Top Comics y Mil Plumines Argentinos (base de este libro) y entre 2005 y 2010 colaboró en la página española Tebeosfera con distintas notas acerca de la historieta argentina.

El libro puede conseguirse en comiquerías y tiendas especializadas de todo el país, a través de la distribuidora Plan T.

Nota: para obtener más información, clickear en el siguiente Link.

martes, 2 de mayo de 2017

Ernie Pike: corresponsal de guerra - Biografía no autorizada por William C. Trisacco


Ernie Pike, retratado por Hugo Pratt.

De nacionalidad norteamericana, orgulloso de su profesión, alguna vez dijo que llevaba el periodismo en la sangre. Y aquello no fue solo una expresión: su hermano también era reportero, aunque Ernie prefería remontarse a su bisabuelo, quien se asentó en la ciudad de Tucson, Arizona, para dirigir un periódico de frontera.

Temerario y con buen olfato, fue uno de los corresponsales que cubrió más teatros de operaciones durante la Segunda Guerra Mundial. Sin embargo, a pesar de ello, nunca publicó en afamadas revistas como Life o Time. Tampoco ganó un Pulitzer ni otro premio del que sepamos. Pero cabe señalar que esa falta de reconocimiento, nada tiene que ver con el valor de sus trabajos. Hoy día éstos son apreciados por su calidad, pero especialmente también, por su mirada humana, libre de prejuicios y parcialidades.

Ernie Pike se caracterizaba por narrar desde el llano, con una prosa simple y sensible. Rara vez se focalizaba en un personaje "célebre", aunque se le conocen algunos trabajos sobre Montgomery, Rommel y John F. Kennedy. Aquellos que lo leyeron, saben que Ernie prefería narrar historias de personas comunes, quienes por diversas circunstancias terminaban en medio de la guerra. Sus relatos hablaban de militares y civiles, en sus glorias, en sus desgracias y en todos los estados intermedios. Así el corresponsal retrataba en su cuaderno de apuntes, tanto el heroísmo como la cobardía, la misericordia como la crueldad. Pero además, algo fundamental que distinguía su trabajo, era que esos rasgos podían ser encontrados en hombres de cualquiera de los bandos enfrentados. Como Ernie solía decir: "En todas partes hay buenos y malos".

La periodista Agustina Becker, de ascendencia ítalo/alemana y nacida en Argentina, escribió varias notas sobre Ernie Pike. En uno de sus escritos afirmaba que el trabajo de este corresponsal, no había logrado la aceptación de los medios de aquel entonces, porque humanizaba al enemigo. Ella recordaba en esa nota, las repercusiones que tuvo la "Tregua de Navidad", acontecida durante el inicio de la Primera Guerra Mundial.

Aquel espontáneo alto al fuego que tuvo lugar el 24 de Diciembre de 1914 -surgido de las trincheras alemanas y al que se sumaron los soldados aliados-, no solo enfureció a los altos mandos; sino que paralizó el combate en algunos sectores del frente. La propaganda y toda la maquinaria de guerra, habían convencido a sus combatientes de algo indiscutible: el enemigo era un monstruo que merecía morir. Pero luego de confraternizar durante esa nochebuena, los soldados habían conocido las caras, las vidas y hasta los miedos de aquellos que estaban en la trinchera de enfrente. Así cayeron en la cuenta de que esos hombres no eran tan diferentes a ellos. Y eso es algo que los altos mandos no podían permitir, porque una vez humanizado el enemigo, se hacía muy difícil volver disparar contra él. 
Respecto de esto último, Becker rescató viejos testimonios de Ernie Pike, en los que el corresponsal se refería a su trabajo:

"Siempre me preocupó lo que ocurría con los seres humanos que combatían y en quienes, en definitiva, nunca se piensa. Entonces escribí esta serie de relatos en donde se tomaban anécdotas marginales referidas a las reacciones, las emociones y los problemas de esos seres, independientemente del uniforme que los mismos vistieran. Los hombres eran víctimas y no otra cosa a pesar del bando que ocuparan. Victimas de ese engranaje monstruoso, gigantesco y embromado que es la guerra. En todas partes hay buenos y malos. Había héroes en ambas facciones, incluso los japoneses lo eran. Son relatos sin buenos, ni malos. Pero con un villano, un supervillano, el más odiado de todos: ¡la guerra!"

Becker preguntaba retóricamente en una de sus notas: "¿Cuantos medios británicos le hubieran publicado a Ernie Pike -en plena guerra- una crónica sobre un capitán alemán, capaz de morir salvando vidas inglesas? ¿Los periódicos alemanes hubieran actuado diferente, si el héroe hubiese sido un capitán inglés y las vidas salvadas fueran alemanas?"
Todos sabemos las respuestas. La lección repasada durante la "Tregua de Navidad", estaba aún muy fresca en la memoria de los medios: humanizar al enemigo, no ayudaba a la maquinaria de guerra.

Sorprendentemente se conoce poco sobre los medios en los que publicaba Ernie Pike, quien se presume, en ocasiones usaba seudónimos o no firmaba sus notas. No obstante el trabajo fue suficiente como para que le permitiera cubrir la Segunda Guerra Mundial hasta su final. Muchas de sus crónicas surgieron mientras estaba en el campo de batalla, pero en confianza con la tropa, además lograba reportajes y obtenía anécdotas para sus crónicas.

Durante la posguerra entrevistó a familiares de los caídos y a soldados de ambos bandos, pero también se trasladó para cubrir otros conflictos: viajó hasta Oriente para cubrir la Guerra de Corea, pero sabemos que su corresponsalía incluyó también -entre otras- la Guerra de Indochina y la Guerra de Argelia. Recientemente se hallaron apuntes sobre la Batalla de Dien Bien Phu, la Revolución Húngara de 1956, la masacre de argelinos en París de 1961 y la Invasión de Bahía de Cochinos.

Hacia fines de los años cincuenta y a principios de la década siguiente, las crónicas de Ernie Pike se publicaron por primera vez en la Argentina, país que se había mantenido alejado de la Segunda Guerra Mundial y en donde los escritos de Ernie encontraron una fiel legión de lectores. Brevemente publicó en Brasil, pero el trabajo editado en Argentina, lo hicieron también conocido en Chile, Uruguay y España. Tiempo después, mientras se encontraba cubriendo la Guerra de Vietnam, las mismas crónicas que le dieron prestigio en Argentina, comenzaron a recopilarse en Europa. Y mientras éstas cosechaban elogios en buena parte de aquel continente, paradójicamente, su trabajo en Vietnam no logró la misma aceptación. Es probable que otra vez, su característico enfoque para relatar la guerra, no haya sido bien visto por los medios durante el conflicto.

Cuando estalla la Guerra de Malvinas en el año 1982, Ernie Pike viaja a la Argentina y desde el continente se traslada hasta las Islas. El corresponsal Ricardo Barreto y los fotógrafos Marcelo Macagno y Chiche Pedrazzini, no solo se hicieron eco de su presencia, sino que colaboraron con Pike para que su cobertura del conflicto fuera publicada. Y hasta allí llegan las huellas de Ernie Pike.

Tras de sí, el corresponsal norteamericano no dejó muchas pistas que pudieran seguirse. No hay certezas respecto al porqué su nombre dejó de acompañar nuevas historias de guerra. ¿Acaso su pluma dejó de registrar crónicas para el público? ¿La guerra se cobró con Ernie otra víctima? Alguien arriesgó una respuesta, pero lo hizo con otra pregunta: ¿De qué otra manera Ernie Pike hubiera dejado de escribir?

William C. Trisacco
Ernie Pike Memorial Institute
Tucson, Arizona, Estados Unidos.
Mayo, 2017


"Algunos han envidiado la labor del corresponsal de guerra porque le permite seguir de cerca acontecimientos transcendentales, beneficiándose de una serie de prerrogativas y ventajas.
En cuanto a los peligros que uno corre al ir en procura de una crónica, los comparan con las posibilidades de un ciudadano burgués de ser embestido por un automóvil al cruzar la calle.
Nada más equivocado: el corresponsal de guerra arriesga su vida casi constantemente, como cualquier soldado. Y también, como cualquier soldado, suele encontrar la muerte."

Ernie Pike
16 de Mayo de 1961

Nota para el lector: si bien Ernie Pike es un personaje ficticio y esto le fue aclarado al público en varias ocasiones, a veces se insinuaba -ya sea en textos o en publicidades- que el corresponsal de guerra existía en la vida real. Pero además, la credibilidad lograda por el personaje, no hacía más que sustentar las insinuaciones. Y es por esto que si el lector -a pesar de las aclaraciones- creía que Ernie Pike era un periodista de carne y hueso, bien podía aceptar que las revistas de Editorial Frontera le publicaban lo que le rechazaban los periódicos y magazines norteamericanos.
A lo antedicho hay que agregar además, que aquella creencia podía volverse más verosímil, si un lector se cruzaba con Oesterheld en la calle. Eso se debía a que el dibujante de la historieta, Hugo Pratt, le había dado a Ernie Pike el mismo rostro del guionista. Y lo mencionado no es una exageración, puesto que hay testimonios sobre personas que se cruzaban con Oesterheld y le preguntaban: "¿Usted es Ernie Pike?". De hecho, Héctor no habría mentido mucho, si alguna vez hubiese respondido afirmativamente. En definitiva, era él quien escribía esas crónicas de guerra que tanto apasionaban a sus lectores.
Siguiendo entonces esa línea, compartimos con ustedes la presente biografía de Ernie Pike, quien encarna el pensamiento y la pluma del propio Oesterheld. Así una vez más -como ocurriera en la historieta "El eternauta" y en otras creaciones del guionista y escritor-, ficción y realidad se entremezclan y hacen difusos los límites que las separan. Lo mismo ocurre en esta biografía, que amalgama lo que Oesterheld escribió sobre Ernie Pike, con algunos testimonios del propio autor sobre su obra.

(*) William C. Trisacco tampoco existe en la realidad, al igual que el claramente ficticio Instituto del que forma parte. Su inclusión es un modesto homenaje a Carlos Trillo y Guillermo Saccomanno, dos de los primeros arqueólogos de historietas.


Bibliografía y fuentes:
- Altgelt, Carlos A. Frontera: Las Revistas de Oesterheld, Aquitania Ediciones. Buenos Aires, 2014.
- Autores varios. Oesterheld en primera persona. Ediciones La Bañadera del Comic. Buenos Aires, 2005. 
- Autores varios. Oesterheld En Tercera Persona. Ediciones La Bañadera del Comic. Buenos Aires, 2008.
- Autores Varios. Revista Hora Cero, números varios, 1957/1963.
- Autores Varios, Revista Hora Cero Extra, números varios, 1958/1963.
- Autores Varios. Revista Hora Cero Semanal, números varios, 1957/1959.
- Autores Varios. Revista Frontera, números varios, 1957/1961.
- Autores Varios. Revista Frontera Extra, números varios, 1958/1962.
- Autores Varios, Revista Ernie Pike - Batallas Inolvidables, números varios, 1960/1963.
- Autores Varios. Libro de Hierro, números varios, 1961.
- Autores Varios. Revista Misterix y Super Misterix, números varios. 1953/1957.
- Autores Varios. Revista Top, números varios. 1971/1972.
- Autores Varios. Tebeosfera.  Página en internet: https://www.tebeosfera.com
- Autores Varios. Top – Comics.  Blog en internet: https://luisalberto941.wordpress.com/
- Autores Varios. “La Tregua de Navidad” (The Christmas Truce), Director: Vikram Jayanti,  Producida por Fulcrum TV y VIXPIX Films, Inglaterra. Video documental, 2002.
- Bailó, Víctor y Daniel Stefanello. H.G.O. Héctor Germán Oesterheld. Video documental, 1998.
- Barreiro, Ricardo; Alberto Macagno, Marcelo Pérez, Carlos Pedrazzini y Chiche Medrano. “La Guerra de las Malvinas”, Revista Fierro, 1984/1985
- De Moraes, Mario. “Entrevista: Cuentos de Oesterheld”. Revista O´Cruzeiro Internacional. Año III #2, 1959.
- Nicolini, Fernanda y Beltrami, Alicia. Los Oesterheld. Editorial Sudamericana. Buenos Aires, 2016.
- Sinay, Sergio. “Entrevista: Héctor Oesterheld o la historieta se pone los pantalones largos”. Diario El Cronista: Suplemento Cultural #10, 1975.
- Trillo, Carlos y Saccomanno, Guillermo. Historia De La Historieta Argentina. Ediciones Record. Buenos Aires, 1980.
- Vacca, Roberto. “Entrevista: Mis Cien Personajes Y Yo”. Revista Siete Días Año VIII #381, 1974. 

Agradecimientos: a la familia Oesterheld por su gentileza y a los amigos Sergio Castro, Pablo Colaso y Darío Lavia por sus opiniones, comentarios y sugerencias.